sábado, 12 de febrero de 2011

También hay vida gastronómica en Vila-Real

Buenas a todos:

Por ampliar horizontes y aprovechando tiempo libre (que sienta muy bien tenerlo y más disfrutarlo), fui a visitar a unos amigos a Vila-Real y los convencí para irnos a comer por la ciudad (todo sea dicho, que son fáciles de convencer y me costó muy poco)

El restaurante se llama Aldemilio en la Calle Pere Gil, 3, Vila-Real. El local tiene una muy buena ubicación en la ciudad, en una plaza céntrica con un par de bares de copas al lado (uno siempre sabe cuando empieza, pero nunca cuando acaba, y si las copas no las hacen buenas en el restaurante, siempre está bien tener un bar cerca), en cuanto a la decoración, la verdad es que sorprende, a pesar de que soy un confeso antitaurino, y todo lo que tenga relación con ello me genera incomodidad, he de reconocer que en este sitio lo han hecho con mucha clase, decoración moderna y buena iluminación.

En lo que respecta a comida, los entrantes muy buenos, empezando por el timbal de patatas a lo pobre con chistorra (plato ligero para empezar...), patata en su punto y el huevo a medio cuajar, pan imprescindible para este plato.


Las croquetas de ibérico, cremosas y sabrosas, sin exceso de aceite, eso sí, como siempre, id con cuidado, que si hay ansia por comer uno se quema, y si no o hace es que su esófago es de titanio.


Como tercer y último entrante sacos de filo con morcilla y cebolla, la verdad es que a mi personalmente, me cansa la caramelización de las cosas, en breve nos encontraremos hasta la lechuga de la ensalada caramelizada, pero combina bien con la morcilla, siempre y cuando no excedas de cebolla. Pero he de decir que estaba bastante bueno.


Como plato principal arroz con pato, caracoles y setas, bueno, lo de caracoles y pato, relativo, por que si había poco pato, de los caracoles para que hablar, huyeron todos de la paella antes de ser cocinados, por que no vimos ni uno, pero de sabor estaba muy bien, aunque si lo pedís, recordadles que estén todos los ingredientes.


Para beber, Arzuaga 2008 crianza, estaba regular, todavía muy verde, le falta botella para poder asemejarse al de otras añadas, se hizo difícil al trago, con el alcohol poco integrado todavía. Ya veremos como evoluciona.


Si algo no me gusto del restaurante fue el servicio, personal bastante seco, de poco trato, cada vez que pedíamos algo era como pedir instancia al papa, y eso, a mi, me cansa. Aún así es un sitio recomendable, el ambiente es bueno, mesas quizá un pelín ajustadas, pero es cómodo. Y de precio no es caro, 35 euros aprox. por cabeza.

Y hasta aquí la historia de esta incursión en Vila-Real.

Otro sitio agradable de Vila-Real al que fui hace un año y medio más o menos es Espliego, es un lugar de una decoración asombrosa, y calidad de comida buena, eso sí, preparad la cartera, yo lo dejaría para ocasiones especiales. Si vuelvo, ya lo comentaré.

1 beso para vosotras y 1 abrazo para vosotros.




4 comentarios:

Anónimo dijo...

HOLA,COMO COMENTARIO LA DECORACION LA CAMBIAN CADA DOS MESES YA QUE LOS CUADROS SON DE EXPOSICION,Y VAN CANBIANDO DE TEMATICA

Juan López dijo...

Muchas gracias por el apunte, es un punto a favor que hagan ese reciclaje de decoración, me imagino que además los cuadros estarán en venta.

Un placer que haya leido mi blog, espero que le haya gustado y resultado interesante.

Un saludo

Anónimo dijo...

no habia visto nunca este blooc esta bastante bien un acierto
decir sobre el comentari de la decoracion que si es referida a Espliego los cuadros son en propiedad y el rsto de la decoracion como las antiguedades ta
mbien.
decir tambien que la semana pasada comi un menu nuevo que tienen de tapas y platillos muuy recomendable por 24 euros bebida no incluida .
por cierto bebimos pintia buenisimo.
con locual sino abusas con la bebida no hay que rascarse mucho el bolsillo

Juan López dijo...

Gracias por leer el blog, este comentario es referente a otro restaurante de Vila Real, pero también tuve la oportunidad de estar en su día en Espliego. Y estoy de acuerdo con la decoración, intimista y tenue, ideal para parejas. Sobre la cocina, la recuerdo como muy correcta, y si han adaptado un menú al precio que comentas, un tanto a favor para ellos. Si tengo oportunidad acudiré a probarlo nuevamente y comentarlo en el blog.

Gracias de nuevo.

Un saludo